Frases exactas, use comillas. Ejemplo "frase exacta". Más consejos aquí

miércoles, 9 de septiembre de 2015

dieciséis de junio de dos mil quince

Puerto Montt, dieciséis de junio de dos mil quince.

Vistos:
En antecedentes RUC 1540007723-9, RIT M-44-2015 del Juzgado de Letras del Trabajo de Puerto Montt, materia Reajustes e intereses, caratulados Pacheco con Servicios Support Limitada, el abogado de la parte demandada CCAF. Los Héroes, don Patricio Ruiz Schubbe, recurre de nulidad en contra de la sentencia de fecha 29 de abril de 2015 mediante la cual se acogió la demanda interpuesta por Jessica Carolina Pacheco Gómez en contra de Servicios Support Ltda., representada por Víctor Hugo Durán Román y en contra de Caja de Compensación y Asignación Familiar Los Héroes, representada por Jorge Leyton, todos debidamente individualizados y en consecuencia se condena a ambas demandadas a pagar solidariamente a la demandante el feriado proporcional demandado ascendente a la suma de $ 111.584, la que devengará los reajustes e intereses previstos en el artículo 63 del Código del Trabajo.

No se condenó en costas a la demandada principal por no haber comparecido y sí a la demandada solidaria,  regulándose las personales en la suma de dos ingresos mínimos mensuales remuneracionales.
Y considerando:
PRIMERO: Que la demandada CCAF. Los Héroes recurre de nulidad en contra de la sentencia expresando que fue pronunciada con manifiesta infracción de ley que influyó sustancialmente en lo dispositivo del fallo, que se infringieron las normas sobre apreciación de la prueba conforme a las reglas de la sana crítica y finalmente que se hace necesaria la alteración jurídica de los hechos, causales previstas en los artículos 477, 478 letra b) y 478 letra c) del Código del Trabajo respectivamente, las que deduce en forma conjunta. 
Respecto de la primera causal manifiesta que se infraccionó el artículo 183 letras B, C y D del Código del Trabajo, en relación con el Decreto Supremo 319 de 2006 del Ministerio del Trabajo, al condenar a su parte como solidariamente responsable del pago de la prestación y además condenarla en costas en forma desproporcionada, eximiendo de este último pago a la demandada principal. Respecto de la segunda causal expone que la juez no consideró el tenor y contenido de la prueba rendida que acredita el cumplimiento de su parte de las obligaciones de información establecida en la ley, todo lo cual se aleja de los principios de la sana crítica contenidos en el artículo 456 del Código del Trabajo. En cuanto a la tercera causal de nulidad no la desarrolla.
SEGUNDO:  Que extendiéndose respecto de la causal del artículo 477 del Código del Trabajo, hace presente el recurrente que el régimen de subcontratación consiste en la práctica en que un trabajador presta servicios en una empresa diferente en virtud de un acuerdo contractual entre el empleador del trabajador y la otra empresa, siendo una especial carga para la empresa principal controlar que su contratista cumpla con el pago de remuneraciones y demás derechos laborales de sus trabajadores y en caso de que así no ocurriere su responsabilidad es solidaria.  Si la empresa principal desea aminorar esta responsabilidad transformándola es subsidiaria deberá cumplir con sus obligaciones de información, retención y pago, para lo cual el recurrente cita el artículo 183 B del Código del Trabajo.
Agrega que para hacer efectivo el derecho de información se estableció el certificado emitido por la Inspección del Trabajo u otros medios idóneos, única vía para acreditar el cumplimiento de las obligaciones legales y ejercido este derecho y si el contratista no proporciona la información requerida o ésta acredita incumplimiento de obligaciones laborales o previsionales, la empresa principal podrá retener de las obligaciones que tenga a favor de aquel o aquellos, el monto de que es responsable.  Si la empresa principal ejerce el derecho de información y retención responderá subsidiariamente de aquellas obligaciones que afecten a los contratistas a favor de sus trabajadores, incluidas las indemnizaciones legales por término de la relación laboral.  A la vez, el artículo 183 C del Código del Trabajo señala que el derecho de información debe ejercerse acreditando, con certificado emitido por la respectiva Inspección del Trabajo o bien por medios idóneos, la veracidad de dicho monto y estado de cumplimiento, materia que regula el Decreto 319 de 2006 del Ministerio del Trabajo. Añade que la Inspección del Trabajo solo emite el certificado una vez que revisa los antecedentes que la empresa contratista o subcontratista le presenta y los encuentra conformes: comprobante de remuneraciones, libro auxiliar de remuneraciones y planilla de cotizaciones previsionales, así como los avisos de término de contrato o finiquitos.
Expresa el recurrente que el artículo 183 C del Código del Trabajo habla de otros medios idóneos y que el Decreto 319 de 2006 dispone que son competentes para certificar el cumplimento de obligaciones laborales y previsionales aquellas entidades o instituciones que acrediten ante la Subsecretaría del Trabajo y Previsión Social su idoneidad técnica, profesional y procedimental, añadiendo que su parte acreditó dicho cumplimento mediante el “Certificado de Cumplimiento de Obligaciones Laborales y Previsionales” emitido por la Inspección del Trabajo, no obstante lo cual el fallo la condena a pagar solidariamente con el empleador de la actora las mismas obligaciones a las que condenó a la contratista y además con costas absolutamente desproporcionadas. El fallo imputa a su representada, en relación con la obligación de información, que limitó la información solo a las obligaciones previsionales y que no veló por el correcto cumplimiento de las obligaciones laborales, lo que emana de un erróneo análisis de la prueba rendida, refiriéndose al efecto a la información contenida en el formato del certificado emitido por la Inspección del Trabajo y a lo que debe entenderse por “otros medios idóneos” conforme al Decreto Supremo 319 de 2006 del M. del Trabajo y Previsión Social.
Concluye el recurrente señalando que su representada cumplió con lo previsto en la ley y por lo tanto su responsabilidad es solo subsidiaria y no solidaria, al igual que se ha infringido el artículo 144 del Código de Procedimiento Civil en lo relativo a las costas.
TERCERO:  Que en cuanto a la causal del artículo 478 letra b) del Código del Trabajo, luego de señalar qué debe entenderse por sana crítica, el recurrente expresa que su parte acompañó el Certificado de Cumplimiento de Obligaciones Laborales y Previsionales solicitados a la empresa contratista y en la nómina aparece la trabajadora, certificados que no arrojan incumplimientos, con excepción de abril de 2014; que se acreditó que la factura solo fue pagada una vez que la empresa demostró con certificados de las instituciones previsionales que el pago se había efectuado.  Ninguno de los certificados de la Inspección del Trabajo refleja incumplimiento de Servicios Support Ltda. de sus obligaciones laborales o previsionales, razón por la cual la responsabilidad de su representada es subsidiaria y no solidaria.  Se cumplió mensualmente con la obligación de información en la forma y a través de los medios establecidos por la ley, por lo que tampoco corresponde condenarla en costas, por lo que solicita que se anule la sentencia y se dicte una de reemplazo que declare que CCAF Los Héroes tiene responsabilidad subsidiaria y se le exima de las costas.  En subsidio pide que se rebajen las costas.
CUARTO: Que como ya se dijo anteriormente el recurrente no desarrolló la causal del artículo 478 letra c) del Código del Trabajo, interpuesta en conjunto con las dos anteriores.
QUINTO: Que el día 11 de junio de 2015 se lleva a efecto la audiencia de vista del recurso, alegando por la parte demandada y recurrente el abogado don Patricio Ruiz Schubbe.  En contra del recurso alegó el abogado don Claudio Fernández Melo, quedando la causa en acuerdo.
SEXTO:  Que estudiados el recurso deducido, la sentencia impugnada y oídos los intervinientes que concurrieron a estrados, debe dejarse constancia en primer término que el recurso de nulidad introducido en el Código del Trabajo tiene por objeto, según sea la causal invocada, asegurar el respeto a las garantías o derechos fundamentales o bien conseguir sentencias ajustadas a la ley según se infiere de los artículos 477 y 478 de dicho Código, recurso que además, en la estructura del nuevo procedimiento laboral, tiene el carácter de extraordinario, lo que se evidencia, de un lado por la excepcionalidad de los presupuestos que configuran cada una de las causales en atención al fin perseguido por ellas, situación que igualmente determina un ámbito restringido de revisión por parte de los tribunales superiores y que, como contrapartida, impone al recurrente la obligación de precisar con rigurosidad los fundamentos de aquellas que invoca.
SEPTIMO: Que en el presente caso el recurso se ha fundado en tres causales, 477 y 478 letra b) y 478 letra c) del Código del Trabajo, las que el recurrente manifiesta interponer en forma conjunta.  Sin embargo en el cuerpo de su libelo impugnatorio solo ha desarrollado y argumentado respecto de las dos primeras, omitiendo cualquier referencia a la última.
En relación con la primera causal la hace consistir en que la sentencia fue dictada con infracción de ley que influyó sustancialmente en lo dispositivo del fallo y respeto de la segunda, repitiendo su argumentación, señala que la sentencia fue dictada con infracción manifiesta de las normas sobre apreciación de la prueba conforme a las reglas de la sana crítica.
OCTAVO: Que toda la fundamentación sobre la infracción de ley la relaciona el recurrente con el derecho de información, agregando que respecto de ello el sentenciador no aplica la sana crítica, en circunstancias que la causal del artículo 478 letra b) del Código del Trabajo procede cuando se vulneran los principios que contrarían la sana crítica, de lo que resulta que ambas causales, en la forma planteada por el recurrente aparecen como incompatibles.  Y si a lo anterior se añade que el recurrente no desarrolla la causal del artículo 478 letra c) del Código del Trabajo, interpuesta en conjunto con las anteriores, ello resulta suficiente para desestimar el recurso.
NOVENO: Que sin perjuicio de lo señalado anteriormente necesario resulta hacer presente que la actora fue contratada el 1 de abril de 2013 por Servicios Support Ltda., para trabajar como cajera en dependencias de la CCAF. Los Héroes y que con fecha 21 de noviembre de 2014 se  puso término a la relación laboral, por renuncia voluntaria, adeudándosele la suma de $ 111.584 por concepto de feriado proporcional., cantidad en que las partes están de acuerdo.
DECIMO:  Que en la motivación octava, la sentenciadora de primer grado, conforme a la prueba rendida, tuvo por asentado entre otros hechos que efectivamente existió un régimen de subcontratación y que los formularios de la Inspección del Trabajo acerca del cumplimiento de las obligaciones laborales y previsionales no se ajustan a la realidad al contener incongruencias, las que señala.
UNDECIMO: Que en cuanto a si la responsabilidad es solidaria o subsidiaria para la CCAF Los Héroes, el fallo en los considerandos duodécimo y decimotercero, analiza el artículo 183 C del Código del Trabajo y el Decreto Supremo 319 de 2006 del Ministerio del Trabajo, reglamentario de la anterior  disposición, para concluir razonadamente en la motivación decimocuarta que la responsabilidad que le asiste a la Caja antes señalada es solidaria y no subsidiaria.
DUODECIMO:  Que de todo lo relacionado anteriormente se colige que, aún en el evento de considerar que el recurso se encontraría formalmente bien planteado, no se advierte que la sentenciadora a quo haya incurrido en las causales de nulidad invocadas en su libelo por la demandada CCAF. Los Héroes, ya que conforme a todo lo ya descrito no se ha infringido el artículo 183 en sus letras  B, C y D como tampoco el Decreto Supremo 319 de 2006 del Ministerio del Trabajo y Previsión Social, ni menos el artículo 144 del Código de Procedimiento Civil toda vez que la juez está facultada para fijar las costas.  Igualmente no se divisa la infracción  a las reglas de la sana crítica, motivos todos por los cuales el recurso no puede prosperar.

Por todas estas consideraciones y atendido lo dispuesto en los artículos 183, 474, 477, 478 letras b) y c), 481 y 482 del Código del Trabajo y 144 del Código de Procedimiento Civil, SE RECHAZA el recurso de nulidad interpuesto por la demandada CCAF. Los Héroes en contra de la sentencia de fecha 29 de abril de 2015, dictada por la Juez Titular del Juzgado de Letras del Trabajo de Puerto Montt, doña Marcia Yurgens Raimann, sentencia que en consecuencia no es nula.
Comuníquese y devuélvase.

Redactó el abogado integrante don Pedro Campos Latorre.

Rol 61-2015 TRAB.


Pronunciado por la Segunda Sala de esta Iltma. Corte de Apelaciones, presidida por doña Teresa Mora Torres  e integrada por el Ministro don Jorge Ebensperger Brito  y por el Abogado Integrante don Pedro Campos Latorre. Autoriza la Secretaria Titular doña Lorena Fresard Briones.


Puerto Montt, a dieciséis  de junio de dos mil quince, notifiqué por el estado diario la resolución que precede. Lorena Fresard Briones, Secretaria Titular.